Cómo se corta el queso correctamente?

Presentar un buen plato de queso a nuestos invitados puede parecer más fácil de lo que pensamos. Ya que muchas veces no nos detenemos en un detalle muy importante, el corte del queso.

Si cortamos el queso sin observar unas reglas, corremos el riesgo de no apreciar todos sus sabores. De hecho, ¡el queso debe cortarse según su forma y teniendo en cuenta algunos secretos que desvelaremos aquí!

¿Por qué es importante saber cortar bien un queso? ¡Porque es parte integral del placer de degustar!

Entregar un trozo de queso mal cortado en la mesa no permitiría a sus invitados apreciar sus características, ignoraría sus expectativas y haría insatisfactoria su experiencia de degustación.

En primer lugar, utilice un cuchillo adecuado para cada tipo de queso, cuidando de limpiarlo con un trozo de pan entre un corte y el siguiente para no alterar el sabor del queso.

Para cortar correctamente un queso no podemos recurrir a una etiqueta específica (¡también porque no existe!) Por lo que será imprescindible utilizar el sentido común y mucha sensibilidad.

Quesos redondos y cuadrados

Los quesos redondos o cuadrados, como Camembert o Pont l’Évêque, deben cortarse como se hace con los pasteles, comenzando por el centro.

Esto le dará una rebanada de forma triangular, de esta forma la punta con la que termina el trozo coincidirá con el núcleo blando del producto.

Si el queso no es muy espeso (Coulommiers, etc.), evite cortar la punta del triángulo, mientras que si es espeso (por ejemplo el Petit Basque), puede cortar la punta en la dirección del grosor.

Cada cuña debe ser igual que la otra, incluso si se sirve en platos que incluyen queso derretido.

Quesos Rectangulares

Los quesos rectangulares, como el brique, deben cortarse en paralelo por el lado más corto. Si prefiere la punta, puede cortala en diagonal.

Quesos rectangulares duros

Los quesos recatnagulares duros como el cheddar y el rojo Leicester deben cortarse en bloques rectangulares. También se pueden servir en cubitos, por si se utilizan para acompañar cócteles o aperitivos.

Quesos cilíndricos

Los quesos cilíndricos como los de cabra se cortan en rodajitas de un extremo hacia el otro.

Quesos triangulares

Finalmente, los quesos de forma triangular (llamados ‘puntiagudos’, como el Brie o el Roquefort) se pueden cortar en tiras, cuñas o abanicos.

Queso piramidal plano

Una forma de queso ricotta o de cabra sazonado: difícil de servir.

En este caso, la forma debe cortarse por la mitad. En este punto, puede crear rodajas en la dirección más larga del queso. ¿Conoces las finas lonchas que toman la forma original del queso? ¡Es en este caso que puedes servirlos! Pero tenga cuidado de usar el cuchillo adecuado para evitar que la masa se desmorone.

Si quieres saber más sobre cómo presentar una tabla de quesos del modo adecuado no se pierda este post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.